Miércoles 22 de Mayo de 2024

CULTURA

30 de octubre de 2023

PEÑA MARTÍN MIGUEL DE GÜEMES

En 1979, en plena Dictadura Militar, referentes de diversos partidos políticos se reunieron en la casa de “los Barbaranes” para crear la Peña General Güemes, desafiando al terrorismo de Estado. Esta organización sirvió para mantener la discusión política y planes de acción por la democracia en el ámbito salteño. Los hermanos Horacio y Gustavo Barbarán convocaron desde el MID a referentes de la UCR, el PJ, la Democracia Cristiana y el Partido Comunista “por la necesidad de encontrar un cauce que posibilite el aporte constructivo de ideas a la común empresa de realizar el Destino de Grandeza Nacional" según establecía el documento fundacional de la Peña redactado el 23 de agosto de 1979.

El siguiente es un texto transcripto completo de Luis Borelli, publicado en el El Tribuno de Salta el 29 de octubre de 2023 que cuenta sobre las acciones de “La Mesa Ciudadana” y la “Peña Martín Miguel de Güemes”, en motivo de los 40 años de la recuperación de la democracia.

 

Por Luis Borelli

 

El 30 de octubre se cumplirá el 40° aniversario de los comicios que dejaron atrás la última dictadura.

Por eso cuando aquí en Salta aludimos a los cuarenta años de democracia, no se debe olvidar a quienes con el pellejo y desafiando a la dictadura, salieron a buscar coincidencias patrióticas y no solo eso, a reclamar a viva voz el retorno a la plena vigencia del estado de derecho. No se puede soslayar el papel que cumplieron "La Mesa Ciudadana" del bar "Los Tribunales" y tampoco la "Peña Martín Miguel de Güemes" del restaurante "Boliyón". La primera, surgida espontáneamente en el mítico bar, a poco del golpe de Estado de 1976. Mesa que nadie sabe con certeza cuándo nació. Lo que sí se sabe es que a su alrededor comenzaron a reunirse los sábados ciudadanos de diversos extracciones políticas pero que tenían algo en común: les preocupaba lo que sucedía en el país por esos días.

Si hoy pudiésemos imaginar una foto de "La Mesa Ciudadana" de aquel entonces, seguro que ella nos devolvería las imágenes de Armando Caro, Arturo Oñativia, Ricardo Reimundín, Pedro González, Manuel Pecci, Roberto Frías, Luis García Vidal, Miguel Sastre, Carlos Douthat, Mario D'Jallad, Luis Marocco, Santos Jacinto Dávalos, Jorge Garnica López, Amílcar Mercader, Raúl Volmaro, Alberto Mariño, Luis Mauri y por ahí de tanto en tanto, Gustavo "Cuchi" Leguizamón y más frecuentemente Olivio Ríos, Néstor Salvador Quintana, Marita Viramonte, José Sily, Cesar Alvarez, Mario Salvadores, Julio Argentino Marocco, Roberto Chuchuy, Julio Pancio y tantos otros.... Y aunque sé que no es bueno dar nombres por aquello del tintero, cierto es que en esa foto imaginaria estarían quienes iniciaron, queriendo o sin querer, las tertulias sabáticas de "La Mesa Ciudadana" del Bar "Los Tribunales". Y el retorno de la Democracia también trajo a la mesa a tres exiliados: Farat Sire Salim, Sergio Santillán y Enrique Pfister Frías. Por entonces, esa misma tertulia bautizada originalmente por el doctor Arturo Oñativia, mudó de nombre por "La Mesa 10" por iniciativa del periódico "Propuesta", primer semanario político que en 1982 fundaron los más traviesos e ingeniosos periodistas de aquellos años: Nelsón Rojas, Alfredo Gerez y Antonio Abarzúa.

Otro grupo de salteños que también estaban preocupados por lo que pasaba en el país, fue el que se animó a constituir un ámbito de convivencia que acertadamente denominó "Peña Martin Miguel de Güemes". Firmaron el acta fundacional el 23 de agosto de 1979, aunque se sabe que las reuniones preliminares se iniciaron en abril en la casa de los Barbarán, en Campo Quijano. Según ese documento basal, este foro fue convocado "por la necesidad de encontrar un cauce que posibilite el aporte constructivo de ideas a la común empresa de realizar el Destino de Grandeza Nacional". Sus convocantes fueron Gustavo y Horacio Barbarán, Oscar Chávez Díaz y Jorge A. Decavi por el Movimiento de Integración y Desarrollo (MID); Francisco Munizaga y Néstor Salvador Quintana por la Unión Cívica Radical (UCR); Bernardo Solá por el Instituto Mayo; Marcelo López Arias, Luis Marocco, Manuel Pecci, Mario Casalla, José Sily y Francisco Villada por el Partido Justicialista (PJ); y Alberto Arias, Horacio Panozzo, Marcelino Arias Esquiú y Ramón Sily, por la Democracia Cristina (DC). Luego se sumaron Humberto Basalo, Juan Benachio y Marta Escandar del Partico Comunista (PC).

Luego de amplias y valiosas consideraciones incluidas en el acta fundacional, el grupo dejó constancia de haber constituido la "Peña Martín Miguel de Güemes", para "posibilitar y promover el aporte patriótico del pensamiento de sectores sociales y políticos de probada vocación nacional". Previo a ello, testimoniaron poner a este espacio "bajo la advocación tutelar de quien, como el General Güemes, antepuso el amor a su Patria y a su Pueblo por sobre todo interés de sector".

A poco de andar, la "Peña Güemes" se transformó en un faro que modestamente comenzó a echar luz sobre la noche que vivía la Argentina. Para su mecánica interna propuso tentativamente, que en una cena a realizarse mensualmente (restaurante "Boliyón"), disertara a los postres un invitado especial, ya sea del ámbito nacional o provincial. Para ello se confeccionó una nómina provisoria a la que El Tribuno tuvo acceso luego de 44 años de estar bien guardada en los archivos personales del Dr. Gustavo Barbarán. La sola lectura de esa lista manuscrita de posibles invitados, muestra a las claras las patrióticas y plurales aspiraciones que animó a los fundantes de la Peña Güemes. Y más aun, su confección fue premonitoria ya que incluyó, cuatro años antes, a varios presidenciables, entre ellos el doctor Raúl Alfonsín quien triunfó justamente hace 40 años. Pero develemos aquella nómina que incluyó la flor y nata de la dirigencia política, empresarial y gremial de entonces: Rogelio Frigerio, Deolindo Bittel, Miguel Unamuno, Antonio Caffiero, Alfredo Gómez Morales, Italo Argentino Luder, Juan Taccone, Raúl Alfonsín, Antonio Salonia, Arturo Sábato, Antonio Troccoli, Arturo Illia, Francisco Cerro, José Antonio Allende, Vicente Solano Lima, Félix Luna, Juan Guglialmelli y Arturo Ponsatti. Y entre los propios figuran monseñor Raúl Casado, Jorge R. Decavi, Juan Carlos Cornejo Linares, José Armando Caro, Carlos Fayt y Alberto Gir.

 

Inauguración

 

La inauguración de la “Peña Güemes” fue el viernes 28 de septiembre de 1979 y el primer invitado fue el entonces obispo auxiliar de Salta, monseñor Raúl Casado. Esta invitación tiene su historia. El temor de que autoridades militares clausurasen las cenas-conferencias de la Peña hizo que se pensara para su inauguración en la exposición de una personalidad que no pudiese ser censura da. La elección recayó entonces en este intelectual de la iglesia local.     

Sobre la exposición de monseñor Casado, El Tribuno dijo:  “El prelado procuró sintetizar el mensaje pastoral de la III Conferencia Episcopal Latinoamericana. Su análisis incluyó realidades americanas ‘que hieren a la Iglesia’ y examinó aspectos internos, en especial el tema de los ‘Derechos Humanos’; defendió la libre asociación de los trabajadores y se interrogó si con democracia o con (gobiernos de) facto los argentinos ‘son más o menos personas’”.

La segunda cena fue el jueves 18 de octubre de 1979 y esta vez el invitado fue nada menos que el doctor Raúl Alfonsín que por entonces presidia el Movimiento de Renovación y Cambio (UCR). Finalmente, la clausura del año fue 3 de diciembre y el invitado especial fue otro destacado político argentino: Rogelio Frigerio, por entonces Vicepresidente del Movimiento de Integración y Desarrollo (MID).

 

Diálogo Político

 

Luego de un receso de cuatro meses, la “Peña Güemes” retomó sus actividades el 4 de abril de 1980. Y aunque por entonces los partidos políticos estaban disueltos, seis dirigentes asumieron de hecho la responsabilidad de representarlos en la primera cena del año. Fue para analizar el “Diálogo Político” que acababan de convocar las Fuerzas Armadas y sus expositores fueron Eduardo Arias (Social Cristiano), Augusto Lafuente (Intransigente), Francisco Munizaga (UCR), Luis Borelli (PJ), Evelio Melian (MID) y Ana María Giacosa (FIP). No asistieron pero estaban invitados, el Movimiento Popular Salteño y la Unión Provincial.

En junio, la Peña Güemes se reunió en dos oportunidades, primero el día 6 para escuchar al dirigente Martín Dip, de la Junta Nacional del Partido Revolucionario Cristiano. Y la segunda, fue el día 17, para recordar el 159° aniversario de la muerte del General Güemes. El expositor fue el doctor Bernardo Solá del Instituto Mayo. En una parte de su alocución dijo: “En Güemes hay una perfecta y clara concepción de lo nacional, demostrado en dos episodios que lo pintan de cuerpo entero: el Pacto de los Cerrillos firmado con su adversario José Rondeau para resguardar la realización del Congreso Nacional de 1816 (Tucumán), y el acatamiento a la Constitución de 1819, pese a su sesgo aristocratizante”.

En septiembre, fue invitado el Dr. Antonio Cafiero pero su visita se frustró al ser detenido en el Aeroparque de Buenos Aires al intentar abordar el avión a Salta. Pese a ello, la agenda cívica prosiguió y el 7 de diciembre, clausuró el año con un invitado que concitó la presencia de gran cantidad de dirigentes. Se trató del Dr. Oscar Alende, presidente del Partido Intransigente y ex gobernador de la provincia de Buenos Aires.

 

Año 1981

 

El receso anual de la “Peña Güemes” concluyó el viernes 24 de abril cuando en el restaurante “Boliyón” de Tres Cerritos  expusieron Gustavo Uldry de la Asociación de Productores de Legumbres del NOA, Normando Arciénaga de la Filial Salta del Sindicato de Luz y Fuerza, Augusto Lafuente del Partido Intransigente, Ernesto Basalo del Partido Comunista, Roberto Juarez Campo del Frente de Izquierda Popular, Horacio Panozzo de la Democracia Cristiana, Francisco Munizaga de la UCR, Jorge Abel Decavi del MID y Francisco Villada del Partido Justicialista. Hubo coincidencia entre los panelistas en reclamar la “vuelta al estado de derecho”. Solo uno de ellos tocó la situación de la expresidente María Estela de Perón quien aún permanecía detenida.

La segunda reunión de la multipartidaria salteña fue el 17 de junio cuando al cumplirse el 160° aniversario de la muerte del General Güemes, sus integrantes rindieron homenaje el Héroe Gaucho ante el Panteón de las Glorias del Norte.                

En los meses siguientes, la agenda cívica prosiguió hasta fin de año recibiendo a los dirigentes Luis León (UCR), Deolindo Bittel (Justicialista), Francisco Cerro (Democristiano), Abelardo Ramos  (FIP) y doctor Héctor Gómez Machado (MID).

La cena clausura del año fue el 19 de diciembre, reunión a la que asistieron representantes de todos los partidos políticos de Salta, el Colegio de Abogados representado por el Dr. Marcelo López Arias y Felix Héctor Cecilia, de la Asociación de Jubilados y Pensionados provinciales. A la hora del brindis habló el directivo de la Peña, Gustavo Barbarán y sugirió obviar discursos “porque la Nación no está para eso y nuestro pensamiento político está reflejado acabadamente en el histórico documento que produjo la Multipartidaria Nacional (21/7/81)…”.   

 

Pos Malvinas 

 

En 1982 y luego del receso, la Peña Güemes intentó inaugurar el año con la presencia del doctor Italo Luder. La invitación fechada el 12 de marzo, no obtuvo respuesta pero días después, estalló la Guerra de Malvinas imponiendo a seis meses de inactividad forzada. Sobre este silencio, la entidad dio un comunicado en octubre: “Somos conscientes que nuestra Peña  fue una avanzada del accionar político local, cuando decidimos crearla en 1979, a fin de producir hechos políticos en épocas que no era usual expresarse sin cortapisas como lo hicimos”

Ese comunicado fue casi una despedida. Más tarde, y como lo señalara el doctor Gustavo Barbarán, la salida electoral pos  Malvinas diluyó de a poco la fértil y valiente actividad cívica desarrollada por casi tres años. “Creo –dice- que fue un error que no la hayamos sabido conservar”.

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios