Domingo 14 de Abril de 2024

EFEMÉRIDES NECESARIAS

26 de octubre de 2023

EVO MORALES: EMPIRISMO DE GESTIÓN

El 26 de octubre de 1959 nació Juan Evo Morales Ayma. Indígena, cocalero, 65° presidente del Estado Plurinacional de Bolivia. Durante toda su vida participó en diversas organizaciones ocupando cargos de gestión, cuya experiencia lo llevó a dirigir el proceso de modernización y crecimiento económico boliviano

Por Fernando Barbarán

 

Cuadro de gestión

 

Evo Morales debe ser analizado desde su capacidad de dirigir y liderar organizaciones y personas. Principalmente para entender cómo fue avanzando en espacios políticos y cómo llegó a ser el presidente del crecimiento económico boliviano, pero también para anular mitos y falacias de sus detractores, acusándolo de “ignorante” o “incapacitado” para el puesto de presidente que ocupó durante catorce años.

Evo Morales nació en el seno de una familia indígena de la nacionalidad aymara que se dedicaban a la agricultura y a la cría de llamas. Desde pequeño, Evo trabajó en las tareas agrícolas y siempre acompañó a su familia en las migraciones que realizaban para poder buscar mejores cosechas, como esa vez que fueron a trabajar a Campo Santo (Gral. Güemes, Salta, Argentina) en la zafra y Evo asistió por primera vez a una escuela. Ya de más grande y de regreso en Bolivia, cuando tenía trece años, un púber Morales fundó un equipo de fútbol en su comunidad llamado Fraternidad. Allí empezó a demostrar sus capacidades organizativas y ofició de capitán del equipo, pero también del encargado administrativo del mismo: organizaba las listas de jugadores, los campeonatos, compraba pelotas y juego de camisetas.

Sin embargo, luego de su paso por la educación pública en Argentina, entendió que era necesario continuar sus estudios. Así que se trasladó a Oruro y para mantenerse trabajó de ladrillero y panadero donde se caracterizaba por su compañerismo y trabajo en equipo. Al finalizar sus estudios y entrar a la vida adulta, tuvo que realizar el Servicio Militar Obligatorio, según las leyes de Bolivia, adquiriendo otro tipo de herramientas para su formación profesional, como ser el orden y la disciplina.

Terminadas sus responsabilidades con su patria y luego de la muerte de su padre, decidió instalarse con su familia en el Chapare para trabajar en las plantaciones de hojas de coca. Rápidamente formó parte del sindicato de cocaleros y en el año 1981 es nombrado Secretario de Deportes, donde organizaba torneos y gestionaba recursos. Ya para el 1985 era el Secretario General del Sindicato de Cocaleros, una federación de campesinos que defendían los cultivos de la hoja de coca, ya que estaban en la mira para ser erradicados por el gobierno boliviano de ese momento y los Estados Unidos.

La militancia por la defensa de la hoja de coca, como parte de la cultura ancestral de los aymaras y de otras etnias andinas, desde su lugar de sindicalista, llamó la atención de la prensa internacional sobre Evo Morales, llevándolo de gira por varios países disertando sobre las presiones que los gobiernos neoliberales, obligados por Estados Unidos, realizaban sobre los pequeños agricultores en los países del tercer mundo. Esto lo llevó a ocupar una banca en el parlamento boliviano desde el año 1997, siendo Diputado ante el Congreso Nacional de Bolivia por Cochabamba. Para lograr esta banca, tuvo que hacerse cargo del Movimiento al Socialismo (MAS-IPSP), un pequeño partido de Bolivia que le aportaba una personería jurídica que su sindicato no tenía para participar de elecciones. Es presidente del MAS-IPSP desde el año 1997.

Desde allí toda su vida fue de gestión, reuniones, acuerdos, conseguir recursos, administrar finanzas, personas, lograr reivindicaciones para el grupo de trabajadores que representaba y avanzar.

Evo Morales se presentó por primera vez a elecciones presidenciales en el año 2002 liderando en ese momento la Confederación de Trabajadores del Trópico Cochabambino. Perdió contra Gonzalo Sánchez de Lozada, pero Morales quedó como único y más fuerte referente de la oposición.

 

Gestión de gobierno

 

Evo Morales alcanza la presidencia en el año 2005, obteniendo el 53,74% de votos en las urnas, récord para Bolivia, acompañado en la fórmula por el intelectual marxista Álvaro García Linera.

Inmediatamente aplicó un plan de gobierno intenso, que reconfiguró a Bolivia institucional, social, política y económicamente para siempre.

 

En un punteo conciso, sus logros de gestión:

  • Crecimiento anual del PBI en un promedio del 5,2%.
  • Reducción del salario de funcionarios de gobierno y su propio salario.
  • En el 2009 el Banco Mundial, siguiendo los datos de crecimiento económico de Bolivia, retiró al país de la listas de Estados con ingresos bajos y lo colocó al en grupo de ingresos medios.
  • Control de la inflación y el cambio de moneda, los cuales se mantuvieron estables durante todo su gobierno.
  • Garantía de acceso a la población a los productos de la canasta básica.
  • Bonos para las poblaciones excluidas.
  • Bonos para garantizar el acceso a la salud y a la educación.
  • Distribución de tierras a pequeños campesinos.
  • Distribución de maquinaria agrícola para pequeños productores.
  • Construcción de caminos, puentes y toda la infraestructura necesaria para favorecer al comercio interno.
  • Creación del Banco para el Desarrollo Productivo. Institución que tiene como objetivo dar préstamos a pequeños campesinos y trabajadores, con intereses bajos y plazos de pagos adaptados para los ciclos agrícolas.
  • Modificación de la ley de bancos para obligar a las instituciones financieras a dedicar el 60% de sus créditos a la producción o la construcción de viviendas.
  • Creación de la Empresa de Apoyo a la Producción Alimentaria. Institución que tiene como objetivo comprarle la producción a los pequeños y medianos agricultores y regular el precio, obteniendo ganancias más justas y distribuyendo mejor las riquezas.
  • Uno de los cambios más importantes en la vida institucional de Bolivia fue la redacción de una nueva constitución, garantizando derechos universales básicos, pero dándole participación y protagonismo a las más de ciento noventa nacionalidades originarias que habitan el suelo boliviano. Esto resultó en la conformación del Estado Plurinacional de Bolivia.
  • La Organización Mundial de la Salud establece que Bolivia es uno de los países más comprometidos con la salud pública, ya que aumentó su presupuesto para esta área en un 173% durante el gobierno de Evo Morales.
  • Las campañas de vacunación del Estado han eliminado o reducido significativamente la poliomielitis, la rubéola y el sarampión.
  • La mortalidad infantil ha disminuido en un 50% y la desnutrición infantil en un 14%.
  • El gobierno de Evo Morales, con apoyo de los gobiernos de Cuba y Venezuela, lanzaron la campaña de alfabetización “Yo Sí Puedo”, llegando a declarar libre de analfabetismo al país en el año 2008.
  • La promulgación de la ley educativa llevó a un aumento de los niños, niñas y adolescentes en las escuelas públicas.
  • Alumnos y alumnas de todo Bolivia recibieron útiles y dispositivos informáticos para poder realizar sus estudios.
  • La creación de la Agencia Boliviana Espacial permitió el lanzamiento del satélite Tupac Katari, con la finalidad de mejorar las telecomunicaciones en el país.
  • Promulgación de la ley de identidad de género.
  • Según datos oficiales, Bolivia es el segundo país con mayor proporción de mujeres en su parlamento.
  • El Estado Plurinacional de Bolivia, después de la promulgación de su nueva constitución, se declaró como independiente de la religión, garantizando la libertad de las creencias, rompiendo la supremacía del catolicismo desde la época de la conquista.
  • Promulgación de la Ley de Telecomunicaciones, Tecnologías de Información y Comunicación. Esta legislación permite que el 33% de las licencias sean del Estado, el 17% de organizaciones comunitarias, el 17% a organizaciones indígenas y el 33% al sector privado.
  • Las Fuerzas Armadas fueron rediseñadas, creando siete Comandos Conjuntos que dividen el territorio nacional en áreas geoestratégicas. Así mismo, se les ordenaron tareas a las Fuerzas Armadas más comunitarias y humanitarias, como la distribución de planes sociales y apoyo en campañas de salud.
  • Estatización de la Fábrica Boliviana de Munición.
  • El salario mínimo subió de 57 dólares a 298 dólares.
  • La pobreza extrema se redujo de 59,9% a 11,1%.
  • Todo esto se logró con la nacionalización de empresas claves:
    • Estatización de los recursos hidrocarburíferos, logrando controlar la mayoría de la YPFB, generándole amplios márgenes de ganancias al Estado. El estado Boliviano se queda con el 82% de los ingresos y las petroleras con un 18%. Ninguna empresa petrolera dejó de perder dinero con esta medida.
    • Estatización de ENTEL, la mayor empresa de telecomunicaciones de Bolivia.
    • Estatización de los servicios de generación y distribución de energía eléctrica.
    • Estatización de los yacimientos y explotación del litio.
    • Estatización de la minería.
    • Estatización de otras empresas claves, como ser las proveedoras de materiales para la construcción.

 

Quizás falten muchos otros avances y logros más de la gestión de Evo Morales como presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, pero con solo estos datos se explica el fenómeno de crecimiento boliviano, las capacidades de gestión de Evo Morales y la prueba que una alternativa anticapitalista es posible para el desarrollo y progreso de las naciones.

 

Referente de gestión

 

En paralelo a su presidencia, cabe destacar la participación de Evo Morales como Presidente de la Comunidad Andina, Presidente de la Unión de Naciones Suramericanas, Presidente de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños. Luego del Golpe de Estado del 2019 y de su regreso del exilio, si bien continuó siendo el presidente del MAS, también lo eligieron como Presidente del Club Atlético Palmaflor, de la primera división del fútbol boliviano. Evo Morales fue siempre un cuadro de gestión y, repito, eso explica su capacidad para llevar a cabo la presidencia de Bolivia durante catorce años y todavía seguir vigente. El mandatario indígena que llegó al poder, puso en el mapa y en la agenda política internacional a una sociedad totalmente bastardeada por los imperios como el español y el norteamericano y por su propia elite dirigente que, si bien no desaparece, parece quedar cada vez más escondida por el peso de la justicia de la historia.

Evo Morales marcó una época en la política boliviana y en la historia latinoamericana. Todo esto fue posible a su objetivo incorruptible de ser presidente y mejorar la calidad de vida de sus compatriotas, siempre aplicando los principios de gestión que desarrolló desde muy joven.

 

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios